Suscribirse a nuestro feed RSS Nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter Añádenos a un circulo en Google+ síguenos en Instagram

domingo, 19 de agosto de 2012

Batman: The Dark Knight Rises

Christopher Nolan es mi director favorito. ¿Tengo que explicar los motivos?. Christopher Nolan logró “traumatizarme” luego de Memento, hasta el punto que no podía sacar de mi mente la historia del hombre que no podía retener una idea en la mente. Insomnia, su segunda película, es un poco más “underground”, sin embargo, aún cuando yo desconocía su director al verla, fue intensa y muy introspectiva y analítica. Luego vinieron los “Hits”: Batman Begins, The Prestige, The Dark Knight e Inception. Cada una de ellas me marcó de una manera increible, e Inception es la película de mi vida, la mejor película que alguna vez he visto, la película perfecta para mi.
Sin embargo, el tema que nos acontece hoy es Batman, mi super héroe favorito. El super héroe que es la suma de todos los esfuerzos, de toda la voluntad, el resultado de todo el sufrimiento y la definición de entrega. Batman, llevado a la pantalla por Christopher Nolan en su última entrega. Pero me permitiré el tiempo de recontar la historia reciente de Batman en el cine, a mi manera. Y no, para los que se preguntan, no haré este “review” a la manera de todas las páginas web de la internet, hablando de los mismos temas y los mismos errores, sin embargo debo responder, a mi manera, a lo que muchos han criticado. Pero todo a su tiempo.
Tim Burton tuvo el honor de llevar a Batman al cine para las nuevas generaciones por primera vez. Era un cambio brusco para todos, acostumbrados a Adam West y su Batman “para niños” y la versión de Robin que tomaba leche en las discotecas (sí, sorprendentemente ellos entraban en discotecas y bailaban y esperaban y nadie se sorprendía…), y le devolvió la oscuridad, la noche, el miedo y los susurros al caballero de la noche. Lo puso a combatir contra el Guasón (o el Joker, como prefieran) y luego lo puso contra Gatúbela (Catwoman = Selina Kyle) y el Pingüino. Dejo dicho que la película contra el Pingüino y Gatúbela (Batman Returns) marcó mi niñez y adolescencia, y fue la primera película de Batman que vi en el cine. Fue interesante, oscura, divertida y muy llena de fantasía. Sin embargo fue una película seria y madura, con muchos tonos y que dió pie a la concepción que hay en mi mente de lo que es Batman y como debe ser interpretado. Luego vino el desastre de Joel Schumacher. El desastre que al principio, en Batman Forever, no era tan mayúsculo, pero que luego alcanzó proporciones incomparables cuando lo coronaron como la peor película de la historia del cine (y una de mis películas más odiadas) Batman y Robin, con George Clooney como el guasón, perdón, como Batman. No hay nada que pueda salvarse de esa película, y fue el cierre de Batman de la nueva generación. El desastre estaba cerrado, parece que es el poder de la participación de Alicia Silverstone.
Y luego vino Nolan. Es interesante ver la primera película de Nolan, Following, la que yo llamo “su tesis de grado” donde el protagonista tiene en la puerta de su casa una calcomanía de Batman de Burton. Estoy seguro que Nolan no pretendía dirigir nunca Batman en esa época de estudiante, pero tal vez lo soñaba. Y aunque hay declaraciones de Nolan diciendo que “solamente tomó el proyecto de Batman Begins porque le permitía tomar la experiencia que necesitaba para filmar Inception”, estoy seguro que en su corazón hubo una realización del sueño infantil de honrar a Batman. Nolan, basándose en Batman Year One, revivió la “franquicia” a un nuevo nivel. Tomó a Batman y lo hizo un ser humano verdadero y tomó la historia y la hizo creible y excelente. Aún ante muchos errores de la primera parte, logró hacer de Batman el super héroe que yo soñaba.
No soy amante de The Dark Knight (y aquí comienza la diferencia con otros reviews en otras páginas web) pues no soy de los que puede aceptar cualquier argumento sin cuestionar. La quemadura de la cara de Harvey Dent hacia el final de The Dark Knight me dañaron la experiencia completa de la película, su habilidad para hablar coherentemente desde su dolor, la exageradamenet seca quemadura de su piel y la facilidad con la que Harvey traga y habla desde el momento que es elevado al papel de Two Faces es insoportable para mi, y más aún “el discurso de convencimiento” que el Joker hace en su cuarto del hospital, donde en cinco minutos le da un propósito sin gran cuestionamiento a un abogado que ha sabido discutir cualquier argumento previo en toda la película. Eso, y la "redención” de gótica con los barcos que nunca se explotaron me hacen sentir un poco estafado con la segunda entrega de Nolan y es mi película menos favorita. Muchos la adoran, lo se, pero yo soy uno de sus pocos detractores en el mundo. Sin embargo es una buena película. Y luego viene el cierre.
El cierre es Batman: The Dark Knight Rises (la palabra Batman no va en el título). Nolan eligió al villano más dificil de la historia de las historietas y lo puso como el enemigo. Cierto que muchos (aquellos que no conocen la historieta) no sabían de su existencia, el mismo Nolan desconocía a Bane y a Talia Al Ghul y a muchos de los “Archivillanos”. Pero en la historieta Bane destruyó a Batman de múltiples maneras, y yo esperaba, desde el día del anuncio de la última versión, ver como Bane destruía a Bruce y como Bruce lograba salir del pozo de la perdición a donde Bane lo había llevado. Y advierto que hay muchos Spoilers a continuación.
Bane. El enemigo invencible, resultó serlo para Batman. Batman fue destruido y derrotado en TODOS los aspectos de su vida. Fue arruinado, alejado de sus seres queridos, manipulado emocinalmente, destruido físicamente, y su ánimo amilanado por el plan de Bane (y Talia, por supuesto). Batman tuvo que mirar durante meses a ciudad Gótica caer en un espiral de decadencia mientras su cuerpo decidía curarse, mientras hacía su propia versión de fisioterapia, mientras lograba descifrar el código apropiado para escapar de su prisión de desesperanza. Y Nolan llevó a Batman de regreso a Gótica. Batman, desde su fracaso más grande, logró levantarse.
Para Chistopher Nolan, Batman es un héroe que siempre está por debajo de sus enemigos, necesitando dar todo lo que puede y lo que tiene para vencerlos. Ra’s Al Ghul lo sorprendió y, de no ser por la piedad que mostró (y que fue insensata), pudo haberlo vencido. No se diga del Joker, que lo derrotó en todos los niveles posibles, lo llevó a luchar contra él usando herramientas muy cuestionables para la moral de Batman y a quien pudo derrotar en un golpe de suerte, y luego contra la dupla temible de Talia y Bane, ante la cual pudo ganar por la incapacidad de Bane de prepararse para todas las posibles eventualidades, como la de que “el daño que le hiciste en la espalda es curable”. Sin embargo Bane destruyó a Batman y a Bruce, completamente, y ciudad gótica se salvó por minutos apenas. Y Batman tuvo que entregar todo. Huir, en un cierre de la historia, y pasarle el testigo a John Blake, que no creo que sea Robin, sino una nueva versión de Batman o tal vez Nightwing, pero que sin lugar a dudas es la representación de que Batman es más que Bruce Wayne, es un símbolo (con mucha tecnología que lo sustenta), que no importa si su alter ego es Wayne o Blake o Grayson o Valley, al ponerse el traje defenderá al pueblo.
En un punto extraño aparece Catwoman aunque no le dicen nunca así. Selina Kyle, en la historieta, innegable su conversión por Nolan en una ladrona con una moral ajustable. Siempre Selina ha sido incomprensible, alternante, y en esta versión es la ruina de Batman y su salvación. Nolan decidió incrementar la moralidad cuestionable en esta película agregando a Kyle, aunque ya la moral de Batman ha sido cuestionable en las entregas anteriores. Y el aporte creo que fue agregado porque Bane no podría ser vencido por Batman, ya que los métodos de Batman son, en muchos momentos, absurdos. Bane y Batman podrían pelear por siempre, como Batman y el Joker y Batman y cualquier otro archivillano, Kyle es la solución a la ecuación balanceada de Batman contra cualquier villano, es el golpe del arma de fuego (que Batman luego utilizó para matar a Talia, aunque en ese momento es justificable, porque la resolución era urgente e inminente).
La película tiene una narración excelente, casi tres horas que pasan muy rápido, eventos muy llamativos e interpretaciones incomparables. Una de las películas que más he disfrutado en el cine, y con una emoción muy bien manejada. Estoy muy conforme, y es mi película favorita de todas las películas de Batman que he visto. Nolan aprendió bien. Tomó todo lo que supo de toda su carrera y lo utilizó en esta última entrega, y el resultado es incomparable. Muy recomendada.
Por último diré algunos comentarios acerca de muchos reviews que he leído. Realmente creo que la gente se centra mucho en los detalles y poco en lo importante y que hay gente por ahí que entiende a Nolan mucho mejor que otras personas, así que  daré la justificación para quien no la pide. He leido de “aquellas cosas que no quedaron claras” o que son huecos de la trama, a saber:
  1. Bruce Wayne sale muy rápido de su encierro: La película comienza en verano y termina en invierno. Hay nueve meses. Cinco meses en la carcel, le da a Bruce cuatro meses para salir de su encierro. ¿Parece muy rápido? A mi me parece el tiempo justo para tal salida, y más cuando hay un plan que se está armando que requiere sus huellas digitales.
  2. Bruce se cura muy rápido de su problema en la columna: Bruce tenía un disco lumbar desviado, el cual fue reducido a golpes, llevado a su posición natural. Es lo mismo que hacen los fisiatras, pero más brusco. Bruce pasó casi cinco meses entrenando, en su propia fisioterapia. No es la historia más creíble del mundo, pero es bastante aceptable y es técnicamente posible. Mas creíble que el argumento de Batman Begins donde prenden un microondas gigantesco que hace hervir el agua de las tuberías pero no tiene efecto sobre el agua en las venas y arterias de los humanos y otros animales.
  3. ¿Como regresa Bruce a Gotham?: ¿En serio? ¿La gente de verdad cree que todo el dinero de Bruce Wayne estaba en sus acciones de bolsa y en sus bancos? ¿Nadie cree que él podía tener dinero guardado con otros nombres y en otras formas, que le ayudaran a mantener el anonimato de Bruce Wayne para realizar las operaciones de Batman? Además, en Batman Begins, Bruce regresa a Gótica y despues de escapar de la cárcel y de haber escapado apenas del incendio en la casa con Ra’s Al Ghul, regresó sin identidad, sin cédula, hasta un punto donde Alfred lo pudo recoger. ¿Cuando viste la primera no tuviste dudas, pero ahora si lo cuestionas? ¿Recuerdas que Ra’s Al Ghul y Bruce peleaban sobre el hielo y Ra’s le enseñó a caminar sobre él y a estar “pendiente de sus alrededores”? Nolan no quiso explicar lo que ya había explicado en una versión anterior, o lo que había dejado de explicar en versiones anteriores. No es necesario para esta película.
  4. Bane es un simple esbirro, la mente de la operación estaba en Talia: Probablemente cierto, pero Bane y Talia parecían compartir la dirección de la liga de las sombras, y mientras Talia debía permanecer alejada de Bane por razones obvias mientras todo se ejecutaba, los detalles del plan, las eventualidades, estaban bajo la coordinación de Bane, que tenía influencia religiosa sobre sus  seguidores. ¿Recuerdas la escena donde estrellan el avión? El hombre que va con ellos decide morir voluntariamente porque, según él, “el fuego ha empezado”. La muerte de ese hombre, con admiración y voluntaria, es muestra del control religioso que tiene Bane sobre sus seguidores. ¿Quien puede dirigir a los hombres con fervor religioso sin ser parte del cerebro de la operación de destrucción?.
  5. Batman habla con susurros, aún cuando todo el mundo sabe quien es: esto es probablemente más facil de responder, pero nadie parece entenderlo claramente. Primero, Nolan necesita que cualquier escena pueda ser usada en la publicidad, y si Batman no habla de esta manera en cualquier escena puede comprometer la historia que se cuela en publicidad, aunque dudo mucho que sea el motivo más importante para Nolan (y para Christian Bale, que interpreta a Batman): el motivo más importante es que, así como los actores cuando se meten en un papel se transfiguran y cambian su lenguaje corporal y su atención, así mismo Bruce Wayne necesitaba convertirse mentalmente en Batman. Hay una escena en The Dark Knight que es una de mis escenas favoritas de la película, el Joker entra en el apartamento de Bruce para matar a Harvey Dent y Bruce oculta a Dent y luego camina por los pasillos transfigurado. Es Bruce Wayne, pero su lenguaje corporal, la expresión de su rostro es completamente diferente. Ataca a varios malandros y los desarma, y su cara es “Batman” sin el antifaz. Esa escena aclara la voz de Batman para mi. Bruce NECESITA convertirse en cuerpo y alma en Batman para poder estar a la altura de lo que necesita como super héroe.
  6. Batman no usa armas de fuego pero las usa para matar a Talia: aquí pienso que Batman tuvo que poner en una balanza su “moral” y revisar la urgencia de la misión que había acogido. Además, tal vez eso lo llevó a la decisión de hacerse pasar por muerto, porque no podía justificar su acción cuestionable de dispararle a Talia tantos misiles (aunque no la mató con los misiles, ella murió por el accidente de tránsito)
  7. La batimoto destruía los tanques. Bueno, recuerda que la batimoto es el vehículo de escape de los tanques. Así que tenía una fuerza destructiva considerable. Recuerda a The Dark Knight. Sin embargo yo quedé con una duda: ¿por qué los demás tanques al ser destruidos no expulsaron una batimoto?. Creo que no todos eran exactamente del mismo modelo, o no estaban equipados con batimoto, pero eso nunca lo sabremos.
  8. No era necesario que Batman se hiciera pasar por muerto: Luego de finalizado el conflicto de Bane/Talia con Batman, seguramente iba a comenzar el proceso de las leyes. Y lo mas seguro es que TODOS los que trabajaban para Bane comenzaran a decir “Bruce Wayne es Batman" una y otra vez por todos los pasillos y jurados y cárceles y demás, ya que Bane le dice “Mister Wayne” cada vez que le da la gana. Su identidad había sido comprometida, así que la mejor manera era huir (y usar el dinero que seguramente tenía guardado). Muy forzado que John Blake se llame Robin, lo acepto, pero la escena de la herencia de la Baticueva no hubiera estado tan clara de no haber inducido a la audiencia que Blake seguiría el legado de Batman. Aceptémoslo, no todas las películas de Nolan estan muy claras y creo que esto era una de sus necesidades. Sin embargo Bruce se encargó de decirle a todos los que confía, de alguna manera, que no ha muerto, porque seguramente tiene intenciones de regresar a ser Batman. Imposible de saberlo.
Mi calificación: 18 de 20. El veinte se lo reservo a Inception.