Suscribirse a nuestro feed RSS Nuestra página en Facebook Síguenos en Twitter Añádenos a un circulo en Google+ síguenos en Instagram

martes, 20 de abril de 2010

The Book of Eli (el libro de los secretos)

Book_of_eli_poster

Otra película del mundo después del apocalipsis, que me recordó a The Road o a la propia MadMax. Sin embargo, el acercamiento de esta obra es diferente. Protagonizada por Denzel Washington, Gary Oldman y Mila Kunis, dirigida por los Hermanos Hughes, presenta un tema bastante interesante, pero que admito que, al inicio, me dió un poco de molestia.

The Book of Eli trata del esfuerzo de Carnegie (Gary Oldman) de conseguir una Biblia para controlar a todos los humanos sobrevivientes de la última guerra mundial. Según como él recuerda, la Biblia tuvo poder para unir y destruir el mundo, y quien la haya poseído, ha podido guiar a los pueblos y establecerse en el poder. Eli carga la última copia de la Biblia, pero tiene una misión “mística” de protegerla y llevarla hasta un lugar donde la cuiden y la protejan de los males de la sociedad. Explico por qué me dio molestia el tema: porque creo que la biblia carece de todo poder; para el mismo efecto, Carnegie podía utilizar al Corán, La Torah, el Libro de book-of-eli Mormón, La Biblia, el Silmarillion, el Popol Vuh, o cualquier otro libro  del cual se base alguna religión. No quiero ofender a ninguna religión con ello, simplemente indico que, en un mundo libre de religiones y con la necesidad natural del hombre de creer, el dominio de una religión en particular puede tener los mismos efectos, si se hace de la manera adecuada, no es necesario que el libro en particular sea La Biblia. Este punto en particular me molestó bastante durante el desarrollo de la película, pero el escritor es una persona más sabia y aguda de lo que yo pensaba: esta creencia no es del escritor de la obra sino del personaje de Carnegie. No adelantaré nada más de la trama, todo lo que acabo de comentar aparece en el trailer, así que creo que no he dañado la experiencia.

the-book-of-eli-3 Denzel Washington se presenta en la película como un ser imparable pero con una calma religiosa. Gary Oldman se presenta en la película como un político sediento de poder, y el choque entre los personajes es obvio e inevitable. Aún así, la película tiene algunas escenas de acción que mantienen la atención en la historia.

¿El desenlace? Muy inteligente, agradable, y con giro de trama muy al tipo sexto sentido (No, no está muerto Denzel, no es eso lo que quiero decir) pero no dañaré el desenlace para aquellos que la deseen ver. Simplemente un giro de trama muy inteligente, como pocas veces se ve en las producciones de Hollywood. Prefiero mil veces a THE ROAD por encima de ésta, pero no digo que esta no me haya gustado.

Mi calificación: 6.5 de 10.